El Método Montessori

Método Montessori

El Método Montessori

María Montessori fue una doctora italiana que creó un método educativo respetuoso con el desarrollo de los niños. El objetivo del método es permitir al alumno ser el propio conductor del aprendizaje mientras que el educador, padre o maestro sólo tiene que adaptar el medio para que el aprendizaje se desarrolle. Por tanto el papel del educador es pasivo frente al rol activo del alumno, que es quien realiza todo el esfuerzo.

El método aprovecha los periodos sensibles

de los niños para favorecer el aprendizaje. Un periodo sensible es una etapa en la que el niño necesita adquirir un aprendizaje y para ello se interesan especialmente en una actividad (por ejemplo, si el niño necesita saltar, estará todo el día buscando lugares en los que saltar).  El adulto debe observar al niño para saber en qué periodo sensible se encuentra y ofrecerle un ambiente preparado para que el niño pueda desarrollar todo su potencial.

 

Ventajas:

  • El niño tiene un papel activo durante todo el proceso.
  • Fomenta la autonomía de los pequeños (aprenderán a lavarse solos, vestirse, comer, etc. desde bien pequeñitos).
  • La educación es integral (físico, social, emocional, etc.).
  • Aumenta la autoestima de los niños al sentir que son independientes y que pueden tomar sus propias decisiones aun cuando pueden cometer errores.
  • Los materiales se evalúan mediante el control del error, por lo que el niño podrá saber en cualquier momento si lo está haciendo bien o mal.

close

¡Suscríbete y no te pierdas nada!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.